Autoconocimiento: la clave de un buen líder es conocerse a sí mismo

Gran legado de Sócrates. La base de sus enseñanzas y lo que inculcó fue la creencia en una comprensión objetiva de los conceptos de justicia, amor y virtud; y el conocimiento de uno mismo. Sócrates fue maestro de Platón, quien tuvo a Aristóteles como discípulo, siendo estos tres los representantes fundamentales de la filosofía de la Antigua Grecia. Posiblemente autor del aforismo griego “Conócete a ti mismo” que estaba esculpido en letras de oro a la entrada del templo de Apolo en Delfos. La sabiduría de Sócrates no consiste en la simple acumulación de conocimientos, sino en revisar los conocimientos que se tienen y a partir de ahí construir conocimientos más sólidos.

Autoconocimiento Socrates

El autoconocimiento es el punto de partida para cualquier mejora o aprendizaje, por tanto, es clave en el autoliderazgo y por extensión la base del liderazgo.

No es lo mismo ver las cosas desde una perspectiva interna (desde dentro) que desde una perspectiva externa (desde fuera). Las personas dotadas con esta competencia de autoconocimiento tienen la capacidad de entender, conocer e identificar sus sentimientos, así como de expresarlos con total normalidad. Paralelamente identifican cómo sus emociones y sentimientos afectan a sus acciones y a su comportamiento, lo que les proporciona una mayor seguridad en sí mismas, conocen cómo actúan y reaccionan ante ciertos sentimientos y circunstancias y conocen mejor que los demás sus fortalezas y debilidades.

Benjamin Franklin decía:

Hay tres cosas extremadamente duras: el acero, el diamante y conocerse a sí mismo

autoconocimiento Franklin

Y autoconocerse ¿para qué?

Para que nuestras relaciones sean productivas. Quizás como líder tengas que enfrentarte a una verdad incómoda de no ser el gran líder que crees que eres, que tengas un ego desbocado y que no lideras con razón, corazón y emoción. Quizás no te gusta o no has valorado mirarte al espejo y preguntarle ¿Qué quiero?, ¿Qué soy?, ¿Cómo soy?, ¿Qué me falta?

El liderazgo no se puede basar solo en un MBA, no es suficiente para generar resultados o cambio de cultura al largo plazo. Si tienes falta de autoconciencia, por un lado, tu gente no te verá cómo alguien auténtico, y por otro ni te conocerás ni entenderás a ti mismo.

Por supuesto que los MBAs son útiles si se equilibran con otras habilidades, como conocer tus capacidades. La autoconciencia es la habilidad de ser consciente de nuestros pensamientos, emociones y valores en cada momento. A través de la autoconciencia, podemos liderarnos a nosotros mismos con autenticidad e integridad y, del mismo modo, liderar mejor a nuestros colaboradores y a nuestras organizaciones.

En el modelo de Daniel Goleman sobre Inteligencia Emocional, el autoconocimiento forma parte del marco de competencias personales, en la competencia Autoconciencia Emocional (emociones, valores, limitaciones, motivaciones).

Conocernos bien en valores, emociones, creencias, es bueno para gestionar nuestras capacidades. Tienes el poder de influir en tus resultados y serás más productivo a nivel personal y profesional.

Nuestras creencias nos limitan o nos potencian. Si mi creencia es que no voy a ser capaz de hacer algo estoy creando las circunstancias para que sea cierto…mientras que si creo que soy capaz de realizar esas cosas no tendré la certeza pero aumentará la probabilidad de que ocurran. Por tanto, se puede decir que las creencias limitantes son obstáculos del talento.

¿Qué herramientas hay para conocernos mejor?

El conocido DAFO (Debilidades, Amenazas, Fortalezas, Oportunidades) personal o profesional. Piensa en ti, en tu situación actual, en lo que deseas y desde aquí siempre trabaja en tu mejora personal con un plan de acción

Ventana de JOHARI.

¿Qué proyectas con tu comportamiento? Contrastas tu autopercepción con la imagen que los demás tienen de ti. El objetivo de esta herramienta es… la toma de consciencia de tus puntos fuertes y de tus áreas de mejora, tanto a través de tu propia opinión como de terceras personas, sensibilizándote del poder del feedback como elemento de toma de consciencia.

Joseph Luft y Harry Ingham, diseñaron una herramienta que la bautizaron como la ventana de Johari. Consta de dos ejes: el horizontal recoge lo que sé o lo que desconozco de mí mismo. Y en el vertical lo que los otros saben o desconocen de mí. De este modo, se crean los siguientes cuadrantes: Área pública o “sé que lo sabes”, Área ciega o “no sé que lo sabes”, Área oculta o “sé que no lo sabes”, Área desconocida o “no sé y no lo sabes”. Cuanta más información recojas, mejor. Y lo más importante, cuanto más grande sea el área pública, más confianza, más autoconocimiento y mayor comunicación abierta existe.

Otras herramientas: Evaluación por competencias 360º, MBTI, Evaluación de desempeño, etc. Todas se complementan y son fuentes ricas de autoconocimiento

Para mejorar nuestras relaciones profesionales, personales será crucial una reflexión para ver si hay coherencia entre lo que tu muestras y el resto ve de uno mismo.

El conocerte en profundidad es una poderosa herramienta para ir asumiendo retos en el presente que nos acerquen a nuestros objetivos futuros.

¿En qué nos ayuda conocernos?

Cinco son los beneficios directos:

  1. Ser consciente de las propias emociones y reconocer su impacto.
  2. Los líderes que “atesoran” después de su práctica una gran dosis de conciencia emocional están siempre en contacto con sus valores.
  3. Se potenciar nuestras fortalezas y reconocemos las áreas de mejora para estar en evolución continua, en aprendizaje permanente en este siglo XXI.
  4. Mejora nuestra automotivación y nos orienta para conseguir nuestro objetivo.
  5. Pones tus fortalezas y tu talento al servicio de los demás y tu empresa.

En resumen, el autoconocimiento refleja la capacidad de autoevaluarse adecuadamente, así como de autogestionarse los sentimientos, pensamientos, acciones y resultados. El autoconocimiento se podrá desarrollar adoptando una perspectiva desde el exterior y no solamente desde la interna (como podríamos pensar).

En este proceso de autoconocimiento es clave la toma de conciencia, es la que se produce justamente antes del propio aprendizaje, y, dicho sea de paso, en la cultura occidental hasta hace poco no era costumbre “mirarnos hacia adentro”.

Ser líder implica conocerse profundamente y comprometerse con el desarrollo personal. Si somos conscientes de nosotros mismos, siempre sabremos cómo nuestras emociones y acciones afectarán a las demás personas, por ello el autoconocimiento es la piedra de toque del manejo positivo de las emociones.

Te invito a que seas abierto, curioso y cuestiones tus creencias.

 Conocer bien a los demás es inteligente; conocer bien a sí mismo es sabiduría. Albert Einstein

Autoconocimiento Einstein

Artículo original publicado en…..

JOTA FIN POST BOLIVIA

Gracias por acompañarme hasta aquí

 

Un comentario en “Autoconocimiento: la clave de un buen líder es conocerse a sí mismo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s